Caja de ahorro y cuenta corriente, simplifican el manejo cotidiano del dinero

0
238
La cuenta corriente y la caja de ahorro permiten realizar diversas operaciones que agilizan y simplifican el manejo cotidiano del dinero. Es muy fácil solicitarlas y su constitución fomenta la inclusión financiera.

Las entidades bancarias ayudan a las personas a cubrir múltiples necesidades y a administrar eficazmente sus recursos a lo largo de las distintas etapas de su vida.  Por eso, estar bancarizado implica que las personas estén financieramente incluidas, con todas las ventajas que esto tiene en términos de la economía personal y familiar.

Es importante saber utilizar productos financieros que sean acordes a cada necesidad ya sea una caja de ahorro con tarjeta de débito y tarjeta de crédito con un límite de compra y crédito, de acuerdo a los ingresos y capacidad de repago, como una cuenta corriente con acuerdo de descubierto.

Cuenta corriente

La cuenta corriente es una cuenta monetaria que permite a personas y empresas depositar y extraer dinero cuantas veces quiera a través de su principal instrumento: una orden pago llamada cheque y los nuevos cheques electrónicos denominados Echeqs.

La ventaja diferencial que posee este producto, es el servicio de acuerdo en descubierto por el cual el cliente puede retirar fondos aún sin saldo suficiente. En este sentido, la entidad bancaria le otorga a los titulares de cuenta corriente una autorización para utilizar un saldo mayor al disponible por un plazo determinado y, al hacer uso del mismo, la cuenta tendrá saldo deudor. Al vencimiento del plazo, de no renovarlo, el saldo deudor deberá ser cancelado.

Caja de ahorro

La caja de ahorro, es la cuenta monetaria más extendida, generalmente utilizada para acreditar el sueldo y/o transferir dinero a terceros además de depositar y extraer dinero sin cargo en los cajeros automáticos de BBVA. Puede constituirse en pesos con mantenimiento mensual gratuito y en dólares o euros con una comisión por mantenimiento.

Además, BBVA en Argentina ofrece Caja de Ahorro, Caja de Ahorro Simplificada y Caja de Ahorro para Menores con una tarjeta VISA débito sin cargo de emisión y con la posibilidad de adherir pagos e impuestos al débito automático.

Para obtenerla, la persona debe ser mayor de 18 años ( 13 a 17 años en la Caja de Ahorro para Menores) y contar con Documento Nacional de Identidad (DNI) y una constancia de domicilio.

Fuente:www.bbva.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here